Encuesta sobre poesía en español

Encuesta sobre poesía en español

¿TE GUSTA LA POESÍA?

No te pierdas esta ENCUESTA SOBRE PREFERENCIA DE LECTURAS POÉTICAS ENTRE MIS SEGUIDORES DE TWITTER

  • Lugar de extracción de datos: Twitter
  • Fecha: 28 y 29 de febrero del 2020
  • Universo consultado: 2.472 seguidores

Dejamos constancia de que nuestros seguidores se reparten casi al 50% entre españoles de diversa procedencia e hispanoamericanos de toda el área continental, incluido Texas (EEUU); y de que una gran parte de nuestros seguidores, un 40 % probablemente, son lectores de poesía y no menos de un 20% de ellos también la escriben con frecuencia o son autores ya veteranos.

Participaron en la encuesta 39 seguidores, 1,58% del universo total considerado, dato perfectamente mejorable si se tiene en cuenta que se dieron casi 48 horas para responder.

No obstante, si se tiene en cuenta la afinidad de nuestros seguidores, citada un poco más arriba, quedarían afectados aproximadamente un de 40% de ellos, con lo que la población concernida se elevaría a tan solo 998 (40% de 2.472), y el porcentaje de participación se elevaría hasta el 3,91% (39 participantes de 998). La cifra de participación no es brillante, y demuestra la apatía de sus integrantes en cualquier colaboración útil, pero es lo que hay, y me consta que una encuesta con unos datos de participación más amplios hubiera dado un resultado similar al obtenido.

Nuestra petición a los lectores era clara:

  • Debían citar dos autores de poesía en lengua castellana que no viviesen ya. Esto nos permitía aislar preferencias de autores de poca monta motivada por amistad, anhelo de defensa de lo propio u otro tipo de intereses, que si bien son legítimos podían desvirtuar excesivamente nuestros datos.
  • Sólo eran válidas dos citas por participante. Si alguno nos aportaba 3 o más poetas se les avisaba de que debía limitarse a dos, pues de no hacerlo solo serían tomados en consideración los dos primeros de su cita.
  • Sólo podía aportarse una respuesta por cuenta, pues cada uno de los participantes era registrado con su @ (conservamos estos datos aunque no los mostramos públicamente por razones de protección de datos personales)

Este es el cuadro de resultados:

Cuadro de resultados
Cuadro de resultados

(1) Destacamos que uno de nuestros amables participantes, sin duda buen conocedor de la poesía, nos señaló en tercer lugar (desestimado, por tanto, y así se le advirtió) al gran García Lorca; también fue citado por @Suriavc el domingo 15 de febrero del 2020, por lo que fue desestimado por estar fuera de plazo. Contando estos dos votos, éste pudo haber obtenido 13 nominaciones, el 16,67% del total de los votos emitidos, casi doblando a nuestro querido y respetadísimo poeta hispanoamericano, Pablo Neruda, y al no menos querido y respetado poeta español Antonio Machado

(2) Juan Rulfo, ha sido citado por dos veces por personas que creemos están relacionadas. Nuestra admiración por este extraordinario cuentista, no nos obliga a reconocer a Rulfo como prestigioso autor de poesía, y así se lo expliqué a su primer nominador. Pero estaba en su derecho de defender sus colores nacionales.

Éramos conscientes de que podía existir una cierta tendencia a citar autores patrios (no me gusta mucho esa palabra, “nacionales”, mejor), lo que en cierto modo es lógico, pero tampoco ignorábamos que muchos escritores y lectores españoles eran entusiastas de los grandes poetas del otro lado del Atlántico, como así se confirmó en los datos obtenidos, donde muchas veces se elegía un poeta español y el segundo era hispanoamericano (Lorca – Borges), o al contrario, si se trataba de un votante hispanoamericano (Borges – Lorca)  

También sabíamos que muchas veces la respuesta podía estar condicionada por factores educativos. Esto es lógico, en España todo el mundo conoce a G. Adolfo Bécquer, sobre todo por su cursilón y archiconocido poema de las golondrinas. Otro tanto sucede en los países del continente hispanoamericano, donde Rubén Darío o Neruda son autores muy conocidos por todos desde la enseñanza primaria.

Hemos de observar que hay varios autores que son considerados como grandes poetas al margen del país del que procedan. La impronta de la literatura española en el continente americano es grande, lo que hace que entre los participantes más cultos de nuestra encuesta (que son muchos), no se haga distinción de continente sino de poetas renombrados, de poetas prestigiosos a los que merece la pena leer.

Existe un pequeño número de autores nombrados, quizás poco universales, que denotan un cierto sesgo territorial o en algún caso ideológico. Esto es normal y respetable, aunque no deja de ser simplemente anecdótico.

Pablo Neruda
Pablo Neruda

Hacemos la observación de que tanto en España como en el continente americano algunos autores de prestigio han sido nombrados por vosotros con un solo apellido (el más popular, a veces el segundo apellido): Bécquer, Borges, Lorca (su primer apellido es García), Neruda, Machado (los cito en orden alfabético para no herir susceptibilidades)

Lorca encabeza la lista con 11 nominaciones (Mi favorito, ¡lo siento chicos, no he hecho trampas!) Hubieran sido 13 de haber tenido en cuenta las dos nominaciones que ha sido citadas en la nota (1) y que fueron desestimadas;

le sigue otro español, Adolfo Bécquer con solo un punto de diferencia. Os confieso que no soy muy entusiasta de este poeta, ni por extensión de los poetas románticos. Bueno no voy a explicaros en detalle lo que tenéis delante de los ojos en el cuadro de clasificación. Curiosamente, entre los seis primeros hay 3 españoles y tres hispanoamericanos y han sido nominados por vosotros, sin distinción de origen.

¿Y, entonces, por qué los españoles se ha llevado los dos primeros puestos?, me diréis. La respuesta parece obvia. La poesía española tiene una larga trayectoria histórica, mientras que nuestra prestigiosa poesía del continente americanos va poco más atrás del siglo XIX, salvando algunas excepciones que solo tenderían a confirmar lo que decimos.

Existe una segunda razón: los españoles, al menos en su inmensa mayoría, hemos estudiado en nuestros primeros paso la literatura española, y esta es similar para todos, lo que se presta a una inevitable tendencia a citar lo que se ha estudiado, salvo que se sea un iniciado en la lectura poética. ¿Le pasa lo mismo al continente americano? La respuesta es clara, no. Existe una tendencia natural también en la América de habla hispana a nominar a los poetas de este continente, es normal, pero luego está el propio sentimiento nacional (México, Honduras, Argentina, Chile, Venezuela, etc., perdonad, no los puedo nombrar todos) y eso hace que se segregue la nominación en función de esos intereses más cercanos. La prueba de esto es que, entre los seis primeros, tres son hispanoamericanos y tres españoles, y lo mismo en el reparto global, están repartidas las nominaciones. Esto indica que, pese a lo expresado por los fríos datos, la encuesta muestra, en general, una fuerte apreciación por los poetas de allende los mares, pues los bombos de donde tomamos las bolitas son tremendamente desiguales.

¿Y los dieciocho que sólo han recibido una nominación? Pues hay de todo. Hay grandes poetas de ambos lados del Atlántico que merecerían, a mi modesto entender, un aplauso superior a algunos de los más nominados (con la excepción, si se quiere, de los seis primeros), pero la mayoría de ellos solo son conocidos y han sido leídos por personas de cierto nivel de lectura o han pasado desapercibidos por las masas por razones diversas: ser poetas muy locales, estar sometidos a cierto silencio por razones políticas, ser excesivamente innovadores (creativos) y no llegar al pueblo, estar al servicio de una cierta doctrina política o religiosa, y otras muchas razones.

Indicamos solamente la fecha de fallecimiento (cumpliendo las normas de la encuesta) y el país de origen,

AUTORES QUE HAN SIDO NOMINADOS UNA SOLA VEZ (Por orden alfabético)

Cuadro de autores nominados
Cuadro de autores nominados

Hay nombres muy ilustres, pero fijaos que ha sido citado Jorge Manrique, todo un clásico del siglo XV al que personalmente adoro, sobre todo por sus famosas Coplas a la muerte de su padre.

Entre los poetas nombrados en una sola ocasión hay 8 españoles y 10 hispanoamericanos, 4 de los cuales nacieron en tierras mexicanas. Argentina y Chile, comparten el tercer lugar de clasificación con dos citas. Son datos fríos, datos estadísticos basados en un juego limpio y sin sesgos condicionantes de ningún tipo.


UN PEQUEÑO HOMENAJE AL GANADOR, EL GRAN FEDERICO GARCÍA LORCA

Federico García Lorca
Federico García Lorca

Cómo homenaje a este gran poeta vamos a transcribir dos poemas íntegros, dos romances que rezuman popularidad y belleza. La casada infiel, tema casi tópico en el romancero, de una gran sencillez y un cierto tufillo erótico que lo impregna todo. El poema está tocado de una gran belleza que roza lo sublime. 

En el segundo poema, Romance de la luna, bastante distinto del anterior, explota maravillosamente el recurso de la reiteración. Lo que podría parecernos un defecto, se convierte en este poema de Lorca en pura esencia poética. De hecho, la reiteración y los diminutivos están en el origen mismo de la poesía. Todo el poema, como es habitual en Lorca, es un recorrido metafórico de una belleza increíble. En ambos casos, tal y como era frecuente en el romancero de los siglos XIV a XVII, los poemas presentan un claro estilo narrativo, cuentan una historia.

 La casada infiel
 
Y que yo me la lleve al río
creyendo que era mozuela,
pero tenía marido.
Fue la noche de Santiago
y casi por compromiso.
Se apagaron los faroles
y se encendieron los grillos.
En las últimas esquinas
toqué sus pechos dormidos,
y se me abrieron de pronto
como ramos de jacintos.
El almidón de su enagua me
sonaba en el oído,
como una pieza de seda
rasgada por diez cuchillos
Sin luz de plata en sus copas
los árboles han crecido,
y un horizonte de perros
ladra muy lejos del río.



Pasadas las zarzamoras,
los juncos y los espinos,
bajo su mata de pelo
hice un hoyo sobre el limo.
Yo me quité la corbata.
Ella se quitó el vestido.
Yo el cinturón con revólver
Ella sus cuatro corpiños.
Ni nardos ni caracolas
tienen el cutis tan fino,
ni los cristales con luna
relumbran con ese brillo.
Sus muslos se me escapaban
como peces sorprendidos,
la mitad llenos de lumbre,
la mitad llenos de frío.
Aquella noche corrí
el mejor de los caminos,
montado en potra de nácar
sin bridas y sin estribos.
No quiero decir, por hombre,
las cosas que ella me dijo.
La luz del entendimiento
me hace ser muy comedido.
Sucia de besos y arena,
yo me la llevé del río.
Con el aire se batían las
espadas de los lirios.



Me porté como quien soy.
Como un gitano legítimo.
La regalé un costurero
grande de raso pajizo,
y no quise enamorarme
porque teniendo marido
me dijo que era mozuela
cuando la llevaba al río.

 El romance de la luna
 
La luna vino a la fragua 
con su polisón de nardos. 
El niño la mira mira. 
El niño la está mirando. 


En el aire conmovido 
mueve la luna sus brazos 
y enseña, lúbrica y pura, 
sus senos de duro estaño. 


Huye luna, luna, luna. 
Si vinieran los gitanos, 
harían con tu corazón 
collares y anillos blancos. 


Niño déjame que baile. 
Cuando vengan los gitanos, 
te encontrarán sobre el yunque 
con los ojillos cerrados. 


Huye luna, luna, luna, 
que ya siento sus caballos. 
Niño déjame, no pises, 
mi blancor almidonado. 


El jinete se acercaba 
tocando el tambor del llano. 
Dentro de la fragua el niño, 
tiene los ojos cerrados. 


Por el olivar venían, 
bronce y sueño, los gitanos. 
Las cabezas levantadas 
y los ojos entornados. 


¡Cómo canta la zumaya, 
ay como canta en el árbol! 
Por el cielo va la luna 
con el niño de la mano. 


Dentro de la fragua lloran, 
dando gritos, los gitanos. 
El aire la vela, vela. 
el aire la está velando.

© 2020 Julián Resquicio / todos los derechos reservados / contodoycontado.com


SpanishEnglishFrench